sábado, 8 de noviembre de 2008

Manual de supervivencia para trabajar frente a una PC

Tecnología y sociedad.
Consejos de médicos clínicos y oftalmólogos

Le duele la espalda, tiene los ojos cansados y los pies se le han dormido: estas son las consecuencias típicas de trabajar con una PC en un espacio de trabajo mal configurado. "Una configuración apropiada de la pantalla y el teclado de la computadora, incluyendo un equipamiento adecuado, son factores esenciales para mantenerse saludable", dice Armin Windel, médico del Instituto Alemán de Seguridad y Salud Laboral.

"La clave está en la altura de la pantalla", aconseja Michael Lierke, fisioterapeuta en Schwalbach. "Los ojos deben apuntar 30 grados hacia arriba, para relajar los músculos del cuello". No hay normas para la altura óptima: simplemente siéntese derecho, cierre los ojos y ábralos de nuevo. Allí, donde caiga su mirada, debe estar el centro de la pantalla. Precisamente, la pantalla debe situarse al menos a 50 centímetros del rostro, pero el teclado debe quedar cerca del cuerpo. "Mientras más tenga usted que extender los brazos, más curvará su espalda", advierte Lierke.

El brazo y el antebrazo deben formar un ángulo recto.

Almohadillas de gelatina frente al mouse y del teclado protegen las muñecas y la parte superior de la espalda y previenen el peligroso síndrome del túnel carpiano, que afecta en especial a quienes pasan mucho tiempo ante el teclado.

Se recomienda proteger la espalda, los muslos y las piernas. Debe haber espacio suficiente para las piernas bajo el escritorio. La posición sentada, recalca Lierke, no es una posición natural para el ser humano.

Una buena silla de escritorio debe ser ajustable no sólo en altura e inclinación, sino en todas direcciones. "La superficie en que usted se sienta debe ajustarse a sus propios movimientos", dice Lierke. Sillas de esta calidad ayudan a cuidar la espalda. Una forma de mejorar un modelo antiguo es poner sobre el asiento almohaditas en forma de balón, que ayudan a fomentar una postura erecta.

La altura del escritorio también debería ser ajustable, dentro de un rango de entre 68 y 76 centímetros, según los expertos. Si es una mesa no ajustable, esto le obliga a elevar la silla hasta que los pies ya no toquen el suelo, y es entonces cuando un apoyo para los pies puede dar descanso. También los músculos de los ojos necesitan descanso cada cierto tiempo. Ojos cansados pueden producir rápidamente dolores de cabeza. Si usted está sentado con la espalda contra una ventana, la luz del sol o su reflejo directo sobre la pantalla pueden añadir estrés. Aquí pueden ayudar persianas o cortinas.

La pantalla misma debe estar libre de destellos, según Armin Windel, es decir que todos los caracteres deben ser claros, precisos y fácilmente legibles. Si es necesarios, use sobre la pantalla con un filtro antirreflex. "Hay que exigir mejores pantallas, como las planas de cristal líquido (LCD). Los empresarios tienen un cierto grado de responsabilidad sobre el bienestar de sus empleados", recuerda Peter Groll, un abogado de Francfort.

ver nota completa

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Los comentarios no aparecen instantáneamente.

No publico comentarios anónimos

Gracias por pasar.
Gustavo